De manejar la depresión con atención para tontos

Se ha comprobado científicamente que Mindfulness ayuda a reducir el estrés, la ansiedad y la depresión. También puede darle el poder de conectarse con una mayor sensación de felicidad y bienestar. El viaje hacia la curación de la depresión puede ser largo, pero con apoyo y ayuda recuperará su sentido de equilibrio y estabilidad emocional.

Manejando la Depresión con Mindfulness: Usted no está solo – 1 de cada 4 tiene depresión

Cuando estás deprimido, puedes sentir que eres el único que tiene el problema y que todos los demás son felices y normales. Este tipo de sensación, aunque muy normal, puede hacer que te sientas extremadamente aislado y que sufras en silencio. La verdad es que muchas personas que parecen felices también están deprimidas y crónicamente infelices. Somos más de lo que crees.

La Organización Mundial de la Salud predice que para el año 2030 habrá más personas afectadas por la depresión que por cualquier otro problema de salud. No es de extrañar entonces que aproximadamente una de cada cuatro personas sufra de algún tipo de dificultad de salud mental, como la depresión.

Usted podría encontrar interesante que muchas personas famosas también han sufrido de depresión. Esto sólo muestra que la depresión es más común de lo que usted podría pensar. A continuación se presentan algunos nombres de personas famosas que sufrieron de depresión en algún momento de sus vidas. Puede que reconozcas a algunos de ellos:

  • Stephen John Fry, actor, presentador y activista inglés
  • Eric Clapton, músico inglés
  • Bob Dylan, cantautor, poeta y artista estadounidense
  • Ruby Wax, comediante americana
  • Robbie Williams, cantante pop británico
  • Sir Winston Churchill, Primer Ministro británico
  • J.K. Rowling, escritor británico

Mirándolo de esta manera, a veces puede ayudarlo a sentirse un poco mejor acerca de su situación, sabiendo que no está solo con su problema.

Trabajando hacia una definición de la atención plena para la depresión

Existen algunas definiciones de lo que es el prestar atención. Sin embargo, entiende que las definiciones teóricas de mindfulness y la experiencia de mindfulness son dos cosas diferentes. Entender la teoría básica detrás de la atención plena puede ser muy útil, sin embargo, y es el primer paso para experimentarla realmente.

La atención es una experiencia de estar en un cierto estado de conciencia y ser. Esto sólo puede entenderse plenamente si se lleva a cabo la práctica.

Esta forma de ver las cosas puede ser muy útil, ya que evitará que tengas que esforzarte demasiado para `conseguir’ lo que es la atención plena. No se puede»estar» atento, pero se puede experimentar.

La atención plena tiene sus orígenes en la tradición budista reflexiva que se remonta a hace 2.500 años en la India y puede describirse como una conciencia de momento a momento.

El carácter chino para la atención plena se compone de dos secciones: la parte superior es la palabra»ahora» o»presente» y la segunda es el carácter de la palabra»corazón» o»mente». Es interesante que la palabra china para el corazón y la mente sea la misma. En la cultura y el lenguaje asiáticos la atención se ve más como la mente o el corazón que está descansando en el momento presente.

Curar la depresión con atención es posible, pero lleva tiempo

Con el apoyo adecuado, la recuperación de la depresión con atención es posible. Es útil recordar que cualquier curación a través de la depresión toma tiempo y a menudo se encuentra con un proceso de altibajos de bajas, altas, períodos estables, bajas de nuevo, y luego tiempos más estables que conducen a otra mejoría y a sentirse mejor.

Por mucho que lo desee, el bienestar a menudo no ocurre de la noche a la mañana. Es normal querer acelerar las cosas o preocuparse de que nunca se sentirá mejor. Lo que hay que recordar es que con el tiempo y el apoyo adecuado, sus síntomas mejorarán y usted se sentirá mejor.

Muy a menudo las personas no notan ninguna mejoría, principalmente porque no se puede ver cuán lejos ha llegado en la línea de recuperación. Es la naturaleza humana no notar cambios positivos. También es posible que cada vez que te sientas mal en tu viaje hacia la recuperación lo confundas con un fracaso en lugar de una oportunidad para reflexionar y aprender de la experiencia.

Evidencia Científica para el Uso de Mindfulness para la Depresión

Mindfulness es ahora una técnica basada en la evidencia que se utiliza ampliamente para la depresión por el NHS (el Servicio Nacional de Salud gratuito del Reino Unido). También está respaldado por el NICE o el National Institute for Health and Care Excellence como una terapia aprobada para la prevención de la recaída de la depresión.

Existen numerosos estudios clínicos que demuestran la eficacia del uso de mindfulness para las personas que sufren de ansiedad y depresión.

A continuación se presenta un resumen de algunos de estos estudios científicos:

  • Se ha demostrado que las prácticas de atención plena reducen significativamente la ansiedad y la depresión, tanto en la población en general como en una variedad de condiciones de salud, incluyendo el cáncer, el dolor crónico, la depresión mayor, los trastornos bipolares y los trastornos de ansiedad.
  • La terapia cognitiva basada en la atención plena (TCHM) es significativamente más efectiva que los antidepresivos solos para prevenir la recaída de la depresión (pacientes con un mínimo de tres episodios).
  • Los estudios han encontrado cambios a largo plazo en los cerebros de los meditadores experimentados y en los que se someten a un entrenamiento de meditación de atención plena. Un curso de 8 semanas de Reducción del Estrés Basado en la Atención Integral (MBSR) resulta en cambios físicos reales en los cerebros de los principiantes en meditación. Estos se manifiestan como aumentos en las concentraciones de materia gris (cuerpos de células cerebrales) en las regiones cerebrales involucradas en el razonamiento ejecutivo (corteza frontal), el aprendizaje y la memoria (hipocampo como en el caso anterior), la regulación de las emociones, el procesamiento autorreferencial y la perspectiva.